GUÍA ÚTIL PARA REALIZAR MORAGAS Y BARBACOAS EN LAS PLAYAS MALAGUEÑAS

sitios barbacoas en malaga
12 Ago, 2019

    Pasar una buena noche junto al rebalaje, con amigos y con un buen menú es uno de los planes más interesantes que se pueden organizar en verano en Málaga. Si este planteamiento, tiene el aliciente de cocinar nosotros mismos la comida, la diversión y el entretenimiento serán los protagonistas de esta gran noche.

    En estas líneas, te presentamos una guía útil de los lugares en los que puedes hacer barbacoas playeras, conocidas en Málaga como moragas; qué deberes hay que cumplir; qué permisos has de solicitar y dónde puedes tomar la iniciativa sin necesidad de autorización.

    DÓNDE HACER BARBACOAS EN MÁLAGA

    El litoral de la capital malagueña tiene dos playas en las que se pueden realizar moragas: la del Campo de Golf (al oeste y muy cerca de Torremolinos) y la del Peñón del Cuervo (en la costa opuesta y próxima a La Cala del Moral, (Rincón de la Victoria). En la primera de ellas, es obligatorio solicitar un permiso municipal, mientras que en la segunda, la autorización será necesaria si se lleva un equipo portátil para cocinar, mientras que si se usa alguna de las 15 barbacoas de obra que ofrece el Ayuntamiento de Málaga no es necesaria solicitud alguna. Estas instalaciones se usan por orden de llegada y no hay opción a reserva previa.

    Las cuatro vías a través de las que se pueden solicitar las autorizaciones, previo relleno del preceptivo formulario, son:

    • La app “Playas de Málaga” (disponible para IOS y Android).
    • La web municipal.
    • Las juntas municipales de distrito.
    • El teléfono 951 926 010.

    La petición ha de realizarse con una antelación mínima de 48 horas y la respuesta a esta se recibirá por SMS y será suficiente para mostrarla a los agentes de la autoridad que la requieran.

    Hay tres fechas excepcionales en las que sí podrán celebrarse moragas y barbacoas en las playas: por la festividad de SanJuan; en la noche del Pregón de la Feria  (próximo 14 de agosto) y el día en que se procesiona la Virgen del Carmen.

    NORMATIVA

    Existe una normativa municipal para moragas y barbacoas en la playa, algunas de cuyas pautas son:

    • Queda prohibido realizar fuego directamente en el suelo de la playa, arena, piedras o rocas.
    • Queda prohibido el uso de bombonas de gas y/o líquidos inflamables en las playas.
    • Se prohibe limpiar en la arena de la playa o en el agua del mar los enseres de cocinar o los recipientes que hayan servido para portar alimentos u otras materias orgánicas.
    • No se permitirán excesos de ruidos que molesten al resto de usuarios, tanto de las playas como de las zonas colindantes.

    Los artículos 18 y 19 de la ordenanza de uso y disfrute de las playas de Málaga aluden a normas higiénicas y a algunas medidas que hay que tener en cuenta para cocinar en las playas:

    • No se puede cocinar a menos de 6 metros de la línea de pleamar
    • No está permitido hacerlo entre las 08:00 y las 10:00 horas.
    • Sólo se pueden usar las barbacoas municipales para guisar sin permisos.

    Prohibición de barbacoas en zonas forestales

    Pese a que el Parque Natural de los Montes de Málaga cuenta con áreas recreativas como las de “El cerrado” y “Torrijos”, dotadas con amplios espacios con mesas, bancos, barbacoas, aseos y aparcamientos en las  que los excursionistas pueden descansar en plena naturaleza, este tipo de actividades de cocina están restringidas en la actualidad.

    El motivo no es otro que el alto riesgo de incendio en verano. Esta prohibición comenzó el pasado 1 de junio y se extiende hasta el 15 de octubre, según la Orden de la Junta de Andalucía de 21 de mayo de 2009. No se pueden realizar barbacoas en zonas recreativas, ni en zonas de influencia en un radio de 400 metros.

    Esta medida no es nueva e incluye también la restricción de que circulen vehículos a motor campo a través por cauces secos o inundados; vías forestales de extracción de madera; pistas forestales situadas fuera de la red de carreteras y vías pecuarias.

    En resumen, pasar una buena velada veraniega es fácil siempre que haya una buena organización y se atienda a las indicaciones básicas y de sentido común que rigen estas actividades. ¡Sólo hay que ponerle ganas y dejar el entorno limpio y cuidado!

    «
    »

    Deja un comentario:

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *